Header

Google+ Badge

Mansard Roof - The Vampire Weekend

Los conocí por El radar del mundo y la canción me hace gracia. Lo surrealista es el videoclip, que recuerdo que los de elmundo.es se preguntaban si parodiaban un anuncio de Ralph Lauren o si de verdad son así.

Nótese que cuelgo música cuando no tengo de qué escribir. Y podría hacerlo de la comparecencia de la ministra sobre el accidente de avión, que me parece de país de circo (no ella, sino el país por pedirla), pero no diré nada.

Circuito Urbano de Valencia

Decepcionante. Por fortuna, eso que se vio en la televisión no es la Valencia que yo admiro. Si eso fuese Valencia, ¿dónde vivirían los valencianos? Ala, que de mucho dinerito y publicidad a la ciudad, pero como circuito urbano es tan soso como si no lo fuera. Circuito portuario. Eso le hubiese ido mejor.

Cuatro películas

Cuatro películas tiene mi verano, y cuatro críticas que les hago:

  1. WALL·E: La gran ilusión antes de verla, la gran decepción al terminarla. Lo mejor la banda sonora, que ni siquiera es original de la película. No es mala, ¿pero de verdad dicen de darle el Oscar a la Mejor Película? No es mala, insisto. Pero qué mal estará la cartelera si es lo mejor del año. Con todo el robotito transmitía sentimientos, lo juro. Un mérito.
  2. La Momia 3: Me salté la dos por amor propio y si vi la tercera fue porque iba en el pack de autocine con WALL·E. De hecho creíamos que la segunda era Superagente 86, pero a los diez minutos de ver chinos en la pantalla nos dimos cuenta del error. Posdata: Superagente 86 me apetecía tan poco como La Momia 3.
  3. Superchimps: Estúpida hasta decir basta, y ni a un millón de años de la calidad visual de WALL·E. No sé cómo me metí en la sala. Huid si os regalan entradas.
  4. Mamma Mia!: Mola. Muy buena película. Y todo el tiempo tienes la sensación de que el rodaje tuvo que ser el más divertido de sus vidas. Ni siquiera son bailes elaborados. Es hacer el paria y punto. Muy recomendable.

Y no quiero ver la de Batman. Estoy de tanto Ledger por aquí Ledger por allá que le he cogido asco a la película antes de verla. De hecho, ahora mismo no me apetece ver ninguna. Vaya. ¿La de Funny Games la vi entrados en verano? Mala también, sobre todo cuando has visto dos días antes y de casualidad la mitad de la versión original alemana. Ala. Jodeos, cinéfilos.

Desmitificando a Cervantes

Cervantes es el escritor por escritor hispano por excelencia. Suyo es el español, "la lengua de Cervantes". Hablamos de él como lo más sobresaliente de nuestra literatura y El Quijote es nuestra insignia. Y sin embargo qué pocos de nosotros lo han leído. Hablar por hablar, qué nuestro.
El Quijote es tan poco leído que si alguien dice que lo ha leído la gente le tomará por mentiroso o presumido, una de dos. Todos pueden elogiar el libro pero nadie leerlo, ni quiere ni le dejan. Una contradicción muy española. Mostramos admiración por un libro que no tenemos ningún interés en leer. ¿Con qué credibilidad podemos elogiarlo? Cualquiera de nosotros puede admirar Las Meninas sin saber de arte, pero ¿elogiar un libro sin leerlo? Los británicos defienden a Shakespeare con una coherencia que ya quisiéramos nosotros. Porque si todos podemos hacernos ser culturetas recitando las primeras frases del libro, querría saber cuantos serían capaz de responder a una pregunta tan elemental como el nombre del Quijote. Pregunta simple donde las haya, ¿verdad? Pues preguntádselo a cualquiera que elogie a Cervantes y su obra magna. Yo no me atrevería a hacerlo. Y si no soy capaz de elogiar a Cervantes por su obra, tampoco puedo criticarlo. No estaría de más que otros dejasen de glorificarlo sin conocerlo. Eso se lo deberíamos dejar a los que de verdad se han tomado la molestia de leerlo, y por supuesto no criticarlos. Eso sí: que tampoco me vengan a contar a cada rato que lo están leyendo. Los intelectualoides nunca pasarán de moda, pero los payasos están en todas partes.

Dejados y defectuosos

Sumo Trampa 22 a la lista de libros abandonados este verano, y con abandonados digo libros a los que he dado un mínimo de doscientas páginas de oportunidad, cuando no muchas más. Los Pilares de la Tierra y Kafka en la orilla fueron los anteriores (y eso que había leído Tokio Blues de Murakami y me gustó).

Ahora el defecto del día: en la biografía de autor de la contraportada de Trampa 22 me ha llamado la atención que el nombre del autor no correspondía con el de la portada, Joseph Heller. ¿Sería un pseudónimo, el primero o el segundo? Entro a la wikipedia y descubro que el Val McDermid de la minibiografía de atrás no es él sino ella, una lesbiana activista británica que vive en la actualidad. Nada que ver con Joseph Heller, neoyorquino que ya murió hace casi veinte años. ¿El motivo del error? Los dos son editados por RBA. Lo lógico es pensar que usan una plantilla para la colección de Bolsillo y olvidaron editar el nombre. El resto de la biografía está bien, corresponde a Heller (aunque imagino que para McDermid no debe ser nada divertido venir a España y comprobar que la dan por muerta desde 1999. Nos culpará de homófobos asesinos).
Sin embargo el premio al libro defectuoso lo sigue teniendo Salamandra con sus Reliquias de la Muerte. Mi edición tiene una treintena de páginas repetidas. Como para no llevarse la palma.

Fascismo

Fascismo: sentimiento patriótico que se remarca en el desprecio a otras naciones.

Así que inevitablemente esos nacionalistas (españoles, vascos, catalanes, alemanes, ingleses, de donde sea) que para sentirse ellos tienen que despreciar a otros me resultan fascistas. Es ese odio visceral lo que les distingue: no es defender lo suyo, sino atacar lo contrario. Hay nacionalistas de regiones españolas que preferirían hablar en francés o inglés que en castellano. Eso es odio. Hay malandrines que se creen que una nación la hace el idioma, pero que me digan entonces qué Imperio es el español, o el inglés. Pamplinas. Buscan separación, y huyen de lo distinto. No sólo huyen: lo atacan. El otro día había una manifestación fascista en Cataluña que no era a favor de Cataluña, que va. Basta leer su lema: "Ultrajamos España; desobedecemos la imposición española". Lo segundo puede pasar por nacionalismo, pero lo primero es puro fascismo.

La lengua... une y ata tanto... para lo que unos es un arma para mí es un puente. Detesto esos fascistas que dicen que deberían desaparecer los dialectos de España. De nuevo fascismo (el desprecio a lo ajeno, vuelvo a lo mismo). Me fascina poder compartir el castellano con millones de personas. Y no tengo ese lío mental para levantar la nación española en lo que se perdió en América: no busco banderas, sólo lazos. Todos esos que hablan del païssos catalans no hablan de lazos. Hablan de banderas, de crear una nación. Y no una nación nueva, que responda a un nuevo orden, no. Hablan de una nación a su gusto, imperialista. Lo mismo que si España quisiese recuperar las tierras americanas. Me aterra ese fascismo. Algunos filólogos cada vez me resultan más peligrosos. Si de verdad sólo les preocupase la lengua, no se preocuparían de mapas ni autonomías.

Y todo esto viene porque Eme dijo que mi concepto de "fascismo" era cuestionable. Viendo el de la RAE, obsoleto como él solo, no tiene nada irreal. Eme tiene un amigo que dice que Valencia es la segunda capital de Cataluña (Catalunya, ¡perdón! tendré que imitar a la nueva generación de periodistas subnormales). Mola eso de ser la segunda capital de algún sitio (mejor que tercera de España, si alguna vez sirvió de algo) pero digo yo que debe ser frustrante para la auténtica segunda ciudad más importante de Cataluña que pongan a Valencia por delante, que no quiere saber nada de allí y que ni oficial ni extraoficialmente pertenece a su territorio. Más frustrante es todavía que Alicante sería la tercera capital catalana. Otra que no quiere saber nada de Cataluña. Mi pesar a la segundona de Cataluña. A poco que os descuidéis, los vuestros os borran del mapa, en favor de otros que no quieren estar ahí.

Spanair dice que no revisará ni retirará los aviones similares al del accidente

Muy bien. En sólo 26 días cojo un MD82 de Spanair para Nueva York (bueno, no va a pasar nada... lo extraño sería que los retirasen).

Qué miserables los reporteros que enviaron ayer a Barajas, ya que me pedís mi opinión sobre la cobertura.
- ¿Es usted familiar una víctima del accidente?
- Por favor, no quiero hablar.
- ¿Pero le han dicho ya si blablablablablablabla?
- Por favor, no quiero hablar, en serio.
- ¿Y sabe si blablablablabla?

Quité la tele.

Prensa rosa



"¿A tí también te molesta la plaga de papparazzis? Hay una forma segura de combatirlos: haz top-less en tu terraza durante un mes, llevándote un chico distinto cada día. Al llegar el día 31 tendrás material de sobra para demandarlos".

¿Que Yoda se muere? ¿Por qué nunca veo la sexta completa, que cada vez me entero de una muerte nueva?

Deberes de verano

No sé cómo me ha venido a la cabeza el recuerdo de los cuadernos de verano, esos que nos mandaban en el colegio "a presentar en Septiembre". Los había llenos de ilustraciones, con historias por medio (mis favoritos) o simplemente monótonos. En cualquier caso eran aburridos y la mejor noticia del último día de clases era que el sobre con las notas no incluyese ninguna referencia a Santillana, Edelvives o SM. Todos respirábamos aliviados. Cuando era pequeño, los niños de los "Corticoles" provocaron mi primer instinto asesino. Los de Santillana eran los segundos en la cola.
Me ha venido con nitidez un recuerdo muy desagradable: primer día de clase. Calculo que era cuarto de primaria (cuando yo tenía nueve años, si no me salen las cuentas) y nuestro tutor volvía a ser don Ángel, en aquel Escolapios que me trae tantos recuerdos. No recuerdo si todos habíamos hecho cuadernillo de verano o sólo los más ineptos, pero desde luego yo había hecho el mío. Fue terrible aquel momento del primer día de clases, cuando don Ángel cogió uno por uno todos nuestros libros de deberes y sin ningún miramiento, los arrojó a la papelera. No los iba a corregir. Pero con nueve años me sentí terriblemente dolido porque alguien despreciase tanto el trabajo de dos meses, y que sin ningún disimulo lo tirase a la papelera. Si hubiese sido director le hubiese mandado a mi despacho para abrirle un expediente. No se puede ser tan hijo de puta con los alumnos. No puedes mandarles deberes dos meses antes (porque fue justo él quien nos envié esos deberes dos meses antes) y a la vuelta al cole, y porque pasas de corregirlos, recogerlos y tal cuál los amontonas los tiras. Espérate al menos a que salgan todos de clase.
Pero no fue el peor profesor de mi vida, no. Cumbres tuvo el suyo. La universidad tampoco escatima en gilipollas.

La alternativa

En persona, no sé porqué narices causo la impresión de ser empollón (entiéndase por empollón alguien que estudia mucho). No sé si por ser pedante, porque yo creo que no lo soy. Pero el caso es que me ha pasado a menudo. Cuando alguien descubre todas las que llevo para Septiembre me pregunta:
- ¿Pero es que no estudiaste?
- Bueno... no demasiado, o poco, para qué mentir.
- ¿Pero qué haces cuando no estudias?
Y de verdad se les ve intrigados. Antes pensaba que era por cotilleo, pero ahora me doy cuenta que es porque necesitan una alternativa. No saben qué hacer con sus puñeteras vidas que se creen que no hay opción B en las tardes que ellos pasan en las bibliotecas. ¿Que qué hago cuando no estudio? ¿Y por dónde empiezo?

Mis Juegos Olímpicos

Lo que voy a decir no va a ser compartido por muchos. Más bien, por casi nadie. Más más bien, lo raro será que alguien me apoye. Mi opinión es que los deportes deberían ser mixtos, de hombres y mujeres, compitiendo juntos por un trofeo.
- ¿Mixtos? -me pregunta María, una chica madrileña que conocí en Friburgo-. Pero si ya hay torneos mixtos de tenis. Parejas de hombres y mujeres.
Pero no, eso no es realmente mixto. Eso es un jueguecito de "vamos a jugar con las niñas, mitad y mitad, a ver qué sale". Para mí un deporte realmente mixto es que hombres y mujeres puedan participar por igual. Y lo extrapolo a absolutamente todos los deportes. Que haya una competición masculina y otra femenina si quieres, pero que en las más prestigiosas todos tengan las mismas oportunidades. Ahora es cuando alguien dice que las mujeres, en la mayoría de deportes, no tienen las mismas aptitudes físicas. Puedo aceptarlo. Pero alguna vez habrá una mujer sobresaliente, excepcional, que si le diesen una oportunidad no dudaría en aprovecharla. Y esa mujer querría competir contra Rafa Nadal, o contra Fernando Alonso, o contra Pau Gasol. Es posible que esa mujer no sea mejor que el número uno (es posible, pero no lo sabremos hasta comprobarlo) pero no es nada extrafalario que fuese mejor que el sexto mejor de los hombres. Ocurrirá algún día, y quizá ya hubiese ocurrido si le hubiesen dado la oportunidad. ¿Y no creéis que María, o Pepa, o Sarah, o Katia preferirían ser la número 6 del mundo a la número 1 de las mujeres? Porque lo segundo ya lo serían por lógica, pero lo primero tienen derecho a demostrarlo. Nadie se fija en las competiciones femeninas de deportes que se consideran masculinos. María, Pepa, Sarah o Katia soñarían con unos juegos mixtos donde demostrar que pueden machacar a muchos campeones nacionales. Es posible que nunca lo logren, pero el nunca me suena tan irreal que sólo me sabe a injusticia. Alguna vez ocurrirá, y no quiero ser yo quien les prive de derechos y de la ilusión de pasar a la historia. Porque mientras las campeonas sean meras campeonas femeninas están condenadas a ser ignoradas por la historia. El riesgo es que sólo unas pocas reciban la gloria. Pero eso sí: su gloria será auténtica, y no la de unas mujeres que para tener medalla tenían que jugar en categorías de nivel inferior.

Posdata 1: Esto me recuerda que fueron mujeres las que pidieron que el Ajedrez volviese a jugarse con sexos separados, porque no ganaban nada. ¿No debieron sentir vergüenza, especímenes atrasados?

Posdata 2: Conste que tenía prevista esta entrada desde hace mucho tiempo, pero quería esperar a la inauguración de los Juegos para escribirla.

Posdata 3: No voy a crear etiqueta de "Deportes" para este blog. La olvidaría antes que la de "Curiosidades", seguro.

El hundimiento

Me da asco toda esa gente, peperos enfermizos, que están deseando que España se hunda en el pozo en estos cuatro años del PSOE para que así pueda volver el PP. Están disfrutando la crisis desde sus bolsillos acomodados, sino no hay otra. Qué asco me dan, ciudadanos de mierda.
Me dan asco los políticos psocialistas que descorcharon botellas de champán con el 11 de Marzo, agradeciendo al cielo (o a Joan Manuel Serrat) el cambio que iban a propiciar todas esas muertes. Ciudadanos de mierda.

A los que me preguntan por LOS PILARES DE LA TIERRA

Como son varios los que me han preguntado en los comentarios de distintas entradas por mi opinión de Los Pilares de la Tierra, diré mi opinión. Y la digo ahora porque es la segunda vez que dejo el libro apartado.
Exacto, me aburre. Llevo 400 páginas de paseo en barca. Es leer para pasar el rato y ya. Ningún interés en pasar página; puedo soportar esa sensación con un libro de 300 páginas, pero no de 1.300. No diré que el libro es malo (no lo es), pero no le veo nada (en lo poco que llevo, que ya son 400) para que sea el libro favorito de nadie. Mucho vocabulario arquitectónico, muchos sucesos para tenerte entretenido, pero ninguno que me anime a llegar al final.
Lo dejo ahí, aparcado, por segunda vez. Me da rabia porque me gustaría acabarlo, pero no le veo gran cosa. Mi teoría maléfica del día es que si es el libro favorito de alguien es porque es el único libro que ha leído. En mi encantadora maleficencia conozco casos. Que me perdonen los que leen mi blog.

Portadas de película

No le veo la gracia a ponerle pósters de películas a las portadas de los libros. Es como despreciarlo un poco: "mira, la peli sí mola. A ver si por esas alguien pica el anzuelo y te lee". Significa darle un peso extraordinario a la adaptación cinematográfica que no es más que eso: una adaptación. Al libro no debería influirle lo más mínimo lo que se haga en el cine, pero las editoriales tienen un ojo para el negocio y supongo que cuando lo hacen será porque siempre hay tontos que si no ven a Brad Pitt o Keira Knightley no se animan a pasar la tarjeta. Tontos hay en todas partes.
Aunque las portadas de libros en España merecen su propio debate. Hay editoriales que las eligen con el culo, y algunas suman fracaso tras fracaso. Ahora bien: como si el libro no se vende se puede culpar al autor, no pensarán que la portada ha sido un poco culpable. Y siguen poniendo a su amiguete ilustrador ahí, haciendo maravillas artísticas, que en realidad son vomitivas y sólo gustan al editor de turno. Hasta donde sé, un editor literario no es un editor artístico. Y desgraciadamente el puesto de editor artístico no se ve mucho en España, dejando ese campo en manos de un profesional que no sabe nada de portadas. Así salen las cosas.
Me rayan mucho las portadas con fotos de películas. La de Trainspotting se ha llevado la Palma de Oro, porque me he pasado todo el libro preguntándome qué personaje sería el de Ewan McGregor en la película. Por culpa de eso he imaginado al actor interpretando a tres personajes distintos, y lo mismo con el resto de caretos de la portada. No sólo no han ayudado nada a mi imaginación sino que la han vuelto loca. Situaciones inverosímiles: en la portada del libro hay una chica de la película, Dianne (según Google), que no sale en la novela. Y sin embargo sale en la portada, como si fuese protagonista. Y no aparece. Me he pasado el libro preguntándome qué personaje sería el suyo, si apenas había roles femeninos (y ninguno fuerte). Esto es lo que pasa cuando pones fotos de películas, que una adaptación puede haberse alejado mucho del libro.
P.D.: Quien haya visto Trainspotting y leído el libro que me diga si se parecen en algo. Sólo con ver el cártel y ese famoso lema, algo me dice que cualquier parecido es pura coincidencia. No deberían ni haber pagado los derechos de autor, para hacer semejante violación del texto. Les hubiese salido más barato y el éxito hubiese sido el mismo. Qué novela tan desinflada, choé. Es imposible que sea mejor que la película, y eso que no la he visto. Cualquier cambio al original le hubiese ido mejor.

New Age

New Age o Nueva Era.

Mi primera impresión del New Age vino por los curas de mi colegio, que hablaban del "New Age" como una especie de neopaganismo del que teníamos que tener cuida'o. Nunca entraban en detalles, pero era evidente que el movimiento no les gustaba. Lo poco que pude entender por los Legionarios de Cristo es que el New Age buscaba el relativismo de todo, minando todo lo tradicional (y supongo que en "tradicional" se referían única y exclusivamente a la Iglesia Católica, barriendo para casa. No les culpo).

Al segundo que oí hablar del New Age fue también a un cura, esta vez a través de la web. Hablaba muy mal del tema y esta vez sí me dio más detalles, por lo que pude empezar a formarme una idea. La primera y principal: New Age = enemiga del catolicismo. Y como no soy católico ni creyente, la verdad es que la historia me la traía un poco floja. Al menos desde el punto de vista "alarmista", porque como movimiento las religiones y todo lo que se relaciona con ellas me interesa. Son parte de nuestra vida y más nos irá obviarlas.

Desde entonces he ido encontrándome con referencias al New Age de muy de vez en cuando, de forma vaga e insustancial: música New Age, arte New Age, filosofía New Age. En Las Partículas Elementales desarrollaba más el tema, pero desde un punto de vista muy sesgado. El hecho de que no se diga New Age por todas partes no significa que no exista, más bien es que no es algo definido. Y como no es algo definido no se le puede poner la etiqueta constántemente, a menos que haya una clara voluntad por una de las partes. No le veo el problema a que cada uno picotee entre lo que más le gusta de la filosofía y las religiones. No le veo el problema a una revolución de valores, cuando se necesita con urgencia. Algunos han tenido mucha prisa en abanderar unos valores que no le son propios, y eso me saca de quicio. Ahora bien: que todo esto merezca un nombre propio, cuando los nombres propios definen algo y con New Age no se define nada, es otro asunto. Es un concepto tan amplio que cualquier cosa que se haga puede ser tildado como tal, sean cuales sean sus intenciones. No sé de qué pueden tener miedo los religiosos. Hasta donde he visto, los que se sienten del New Age no atacan a las religiones, simplemente las ven desde nuevas perspectivas. Que cada uno saque lo mejor de cada casa.

Si hay algo turbio en el New Age que se me ha pasado por alto, no lo descarto. Pero hasta el momento me parece algo inofensivo y ambigüo. Lo seguirá siendo, porque con un concepto tan extremadamente amplio no hay cabeza posible que lidere este "peligro".

Afiliados cuestionables

Que Álvaro de Marichalar (hermano de Jaime de Marichalar, el que "cesó la convivencia" con la Infanta Elena o Cristina, nunca me lo aprendo) estuviese en las listas de UPyD daba mal rollo. Sobre todo daba mala imagen. Era absolutamente innecesario y a mi juicio, contraproducente.
Que UPyD de voz en la página principal de su web a asuntos personales de los Marichalar es vergonzoso. Tanto como el apoyo del PSOE.es a Barack Obama (que es pura fachada. Obama está más a la derecha que el PP, otra cosa es que sea el tipo cool del momento).

Y con todo sigue siendo el partido del que más me fio, que ya os veo frotaros las manos a los detractores.