Header

Google+ Badge

Mis siete días como vegetariano

Empezó como una broma del trío del piso:

-Vamos a hacer semanas temáticas.
-¡Sí! Una podrá ser la semana de los acentos.
-De los acentos, qué buena idea. ¡Y también la semana sin teléfono móvil!
-Qué difícil será eso, caray... haremos la semana feliz, y la semana cristiana, la semana...
Y empezamos esta historia con la Semana Vegetariana. De eso hace siete días y siete noches. De eso hace catorce comidas. De eso hace casi una depresión y un buen puñado de ataques desesperados por probar la carne.
Pero ya ha llegado a su fin. Puedo decir que he pasado la prueba. Y puedo decir, a las buenas y a las maduras, que ser vegetariano es una maldita pesadilla. Para quien la quiera, que yo estoy encantado de comer carne (por cierto: para aumentar la dificultad al reto, los tres del piso nos prohibimos decir las palabras "carne" y "pescado" durante toda la semana, teniendo que dar 10 céntimos a la caja común. Yo habré terminado el plazo con unos dos euros de contribución, soy un patoso).
Fuera de mi incompatibilidad para no comer carne (la devoro, igual que el pescado. Claro que siempre hay más carne a la vista), es un experimento sociológico en toda regla. Porque es una prueba de la fuerza de voluntad, sobre todo cuando te gusta tanto comer carne y la verdura más bien poco. Y también me ha servido para ponerme en la piel de todos los vegetarianos, con lo difícil que es encontrar platos aptos en las cartas de restaurantes (una mísera lasagna verde en Vips, donde hasta las ensaladas tienen carne; privarme de pollos con nosequés y sushis en un japonés, limitándome a arroces con huevos y sopas tal; tachar casi todas las opciones de una creperié, donde todo lleva jamón, o jamón del otro, o del de aquel...) y la variedad de comida en casa para no repetirse, porque no se le puede echar poca imaginación.
Hoy, finalizado el plazo, tras catorce platos consecutivos de vegetariano, me reafirmo en mi omnivorismo casi carnívoro, pero me solidarizo con todos los que han hecho de la verdura su elección y no lo tienen nada fácil en un mundo que les deja prácticamente fuera. Tampoco creo que me haya venido mal esta inyección de vegetales semanal, a la par que desintoxicarme un poco de carnes. Siete días no es jugar a ser vegetariano por un día, que puedes serlo sin darte cuenta. Siete días son suficientes para concienciarte, e incluso volverte loco como es mi caso. Los últimos días han sido terribles, pero sin flaquear. Incluso abriendo croquetas para quitarles el jamón, con tal de no faltar al pacto. Admito que lo he llegado a pasar mal, sobre todo cuando todos los que te rodean se dan homenajes con lo que más te apetece en el momento.
Pero fin. Nunca más. Semana temática concluida. Y mientras os la recomiendo a todos por una vez en la vida (y yo ya puedo volver a decir carnecarnecarnecarnecarne sin tener que contribuir con diez céntimos al bote), queda inaugurada la semana feliz. Pinta jodida, sin poder quejarnos de nada. Las palabras que no puedo decir me las ahorro, que luego la gente me la juega para que acabe el día arruinado. Carnecarnecarne...

12 comentarios:

Enrique dijo...

Me sorprende que hayas hecho esta semana temática porque me parece que escribiste una entrada en la que decías que ser vegetariano era una tontería. Bueno, supongo que todo el mundo cambia de opinión con el tiempo, porque esa entrada era de hace meses.
Me parece que ser vegetariano es todo un mérito, porque al menos en España se consume mucho pescado y carne.
Y en los restaurantes, la única cadena apta para los vegetarianos me parece que es el FresCo. En los demás o pides que te retiren la carne o te quedas sin probar bocado.
A mi me parece que realmente los verdaderos motivos de muchos vegetarianos para no comer carne es que no le gustan mucho este tipo de productos y les parece horrible logicamente que hayan tenido que matar a un animal para probar algo que no le gusta. Esto es en lineas generales, pero supongo que habrá de todo.

Vannezitha dijo...

Interesante el mundo sin carne. Pero debo pensar que unicamente carne y todo lo que engloba la palabra. ¿que hay del quese, la leche, el huevo etc...? eso si es vivir en la locura, comer solo le que ha crecido de la tierra. ¿que hiciste todo la semana sin las proteinas necesarias? Al parecer ser vegano es peligroso para la salud.
Que bueno que aprecies las facultades que la carne ofrece ahora mas que nunca.

Pazcual dijo...

Pues me alegra saber que has sobrevivido a lo que pareció una semana bastante trágica y que no hayas caído en la tentación...Ah y que puedas decir, con toda la libertad, carnecarnecarne.

Saludos,

Paz

Merak dijo...

Los veganos, siempre que se informen de cómo obtener los nutrientes necesarios, no tienen por qué verse perjudicados. ¿Más complicado? Eso no te lo niego.

A ti dices que te gustan las verduras bien poco. A mí nada. Y me encantaría, porque no me importaría ser vegetariana -te lo dice una amante del blanc i negre y de las chuletas de cordero en nochebuena así como de la sepia al ajillo y demás clases de pescado. Es más fácil cultivar verduras y frutas que criar y engordar un animal, además que los animales destinados al consumo tienen una vida muy triste y en condiciones lamentables. En varios pueblos de Córdoba es tradición la matanza del cerdo. A mí me parecía una barbaridad hasta que alguien me dijo la verdad: "Pero hasta el momento de su muerte ese cerdo ha vivido feliz en la granja, ha comido bien, ha tenido su espacio y ha podido correr si le apetecía. A los del matadero, mientras no se estropee la mortadela, les da igual que el cerdo esté medio ciego y sufriendo".

Interesante la experiencia. Me la apunto. Pero se me va a disparar el colesterol de tortillas francesas o de cebolla y de huevos pasados por agua :P. Un saludo,

Cristina

IRIA dijo...

No creo que a mí me costara
No soy carnívora en absoluto, y prefiero lo verde ;)
Aunque entiendo que haya costado lo suyo, si la verdura no es lo tuyo...

Alejandro Martínez dijo...

Jajaja espero que no se os ocurra hacer la Semana Twilight jaja.

Y depende que hayas comido esa semana vegetariana, hay platos vegetarianos que son más sabrosos que cualquier plato con carne.

Rocy dijo...

Eso si que es tener fuerza de voluntad. No creo que yo fuera de capaz.

wivith dijo...

Solo un pequeño consejo:
NI se os ocurra proponer la semana "vegana" porque entonces si os da algo!!!.
Y una semana de apoyo a los celíacos, alergicos a la lactosa... porque si ya cocinar en casa es complicado siguiendo unas determinadas "prohibiciones" no quiero ni pensar en lo que es comer fuera.

Pochoncicos.

Gilly dijo...

Una gran odisea o.0... recuerdo que una amiga intentó hacerce vegetariana y se enfermo heavy o.0.

En mi caso yo soy vegetariana desde los 5 años, asi q la vida sin carne no es para nada un problema ^^. El problema es vivir en un mundo que no eta hecho para ti, pero con el tiempo uno se acostumbra, onda, puedo ir feliz a un Mc Donald y pedir papas con empanaditas de queso y una bebida. Al final uno se va haciendo sus habitos y su menu, asi que a la larga no es tan dificil.

Saludos y pasala genial en tu semana Feliz^^

Gilly

evelin dijo...

felicidades!!! ya quiero ver como concluye la siguente croniaventura, jajaja. Suerte con tu semana feliz!

ConfidentLinarola dijo...

Semana feliz, a mi me pinte realmente mas difícil que la semana de ser vegetariano. Aunque no se como sobreviria comiendo vegetales, y por mucha curiosidad q me pudiera llegar a causar no lo intentaria… Bueno. Al menos sola no, necesito unas 5 personas que sufran conmigo sino no tiene gracia.

Aunque bien con el incentivo adecuado pudiera ser una vampira vegetariana jaja XD io y mis comentarios fuera de contexto.

Itchii dijo...

Jajaja cada cosa que haces thuu... me encanto la idea de las semanas tematicas!! jajaja y la vegetaria es muy bueh jaja pro te invito a hacer una sin hp jajaja a ver como nos va lol o ya la hiciste?? jiji la que me caeria como anillo al dedo es la de 1 semana si grocerias eso si es mortal xp jiji pro felicidades, eso ayuda a concientizarse :P