Header

Google+ Badge

Traducir al catalán

Partamos del hecho de que defiendo el uso de catalán tanto como del castellano, y que para mí no existe una lengua por encima del otro. En ningún momento me refiero a leyes, me basta el sentido común y la imprescindible libertad del individuo. La razón me lleva a apoyar cualquier modo de expresión en catalán, y quiero pensar que debates de supremacías pertenecen -aunque sé que no- al siglo pasado. Esta no es una entrada sobre co-oficialismos, sin embargo.

Esta entrada viene porque reivindico el placer de la lengua original. Reivindico leer y escuchar en la lengua en la que la expresión fue creada, y si bien entiendo que las traducciones y doblajes son imprescindibles, en ocasiones talentosos, también lamento que quien puede disfrutar del arte en su lengua original, prefiera hacerlo en adaptaciones secundarias.
Suponiendo que todos los catalanes conocen el castellano, me apena comprobar la cantidad de libros que se traducen a su lengua. Y advertencia a ese troll que ya está escribiendo insultos en comentarios, sea cual sea su secta: no me refiero a los libros que vienen de fuera, que previamente fueron traducidos al español, porque esos libros merecen tanto estar en catalán como en la lengua de Cervantes. Jamás insinuaría nada contra esas traducciones, por favor.
Me refiero a los libros y películas que brotaron en castellano. Ojalá esos lectores comprendan que su placer de lectores se pierde un poco por renunciar a una lengua original que conocen a la perfección. Ojalá todos pudiésemos leer en más de una lengua. De ser así, nadie necesitaría las traducciones.
Valoro la versión original cuando puedo acceder a ella, y aunque comprendo que el caso del castellano al catalán no funciona a la inversa (en tanto que no todos los españoles conocen el catalán), me quise beneficiar de mis conocimientos de valenciano para leer en versión original el libro Mecanoscrit del segon origen. Si los catalanoparlantes tienen a su alcance leer en español, no me iba yo a privar de leer a Manuel del Pedrolo en la lengua en la que concibió su obra.
Fue desastroso. Comprobé que si bien leía el libro, mi nivel de catalán era peor de lo que creía. Además, el libro me aburrió. Pero en cualquier caso, y que sirva de conclusión: si tienes ocasión de leer en la lengua original, ¡hazlo!

14 comentarios:

ChocolateMe dijo...

Completamente de acuerdo! Cuantas veces habré intentado explicar esto!
En la misma línea, muchas veces es desesperante intentar conseguir un libro en otro idioma sólo por el placer de leerlo en versión original.

Francisca dijo...

Apoyo vuestra causa, ojalá todos pudiésemos leer en dos lenguas, y no sólo leer hablar en dos idiomas(A la Perfección) eso seria fantástico por ejemplo a mi me encantaría aprender francés, puesto que no me sirve de mucho saber sólo frases, palabras, pronombres personales, lo mismo me ocurre con el latín, Lastima que en este país sólo se enseñe el Ingles (Pues claro si lo único que desea es ser como un Otrora Estados Unidos, basta sólo ver las calles Santiaguinas) ¡Dios por qué no nos hiciste ‘multilingües’! Pero Bueno eso seria una Utopía...

(¡Qué hermosa palabra es Utopía!)

Óscar Luis dijo...

Lástima que ya hay tanta gente que dejó de comprender la importancia de la preservación de la propia identidad.

Saludetes.

Pazcual dijo...

Peronslamente, trato de leer los libros traducidos y luego los leo en su idioma original, si y sólo si, manejo un amplio vocabulario del aquel idioma (si puedo sostener una conversación con facilidad y fluidez). Estoy de acuerdo que se disfruta mucho más un libro en su idioma original, ya que a veces las traducciones a veces cometen errores. Ustedes los españoles deberían abogar más por tener libros en el idioma de su región, para así presevar y sobretodo, darle un fuerte respaldo a su identidad cultural, algo que no todos los países tienen y que tampoco saben cuidar muy bien.

Saludos,

Paz

Alfonso dijo...

Bueno, obviamente siendo yo de Uruguay, de catalán no entiendo un pito xD pero sí he tenido ocasión de leer un par de libritos y cuentos en inglés, y de ver películas y videos enteros en ese idioma (sin subtítulos) que he entendido todo (por lo menos una buena parte xD)
Y respecto a lo que decís de las cosas en su lengua original, en el tema de las películas coincido totalmente contigo. Siempre que es posible, prefiero ver siempre las películas en su idioma original con subtítulos, porque sino se pierden demasiadas cosas en la traduccion, y ademas muchisimas veces las voces que les ponen son horribles. Nada que ver con las originales xD

Keyra dijo...

Totalmente de acuerdo, leer un libro traducido de una lengua que comprendes a la perfeccion...

Hace poco me plantee empezar a aprender un nuevo idioma, hice un ranking de los que me interesarian XD La gente me decia, mejor este, y yo contestaba al segundo e instintivamente "No". Y no sabia ni porque lo hacia, cuando era una buena sugerencia ¿Por que prefieria unos sobre otros?, ¿Por que rechazaba algunos casi de pleno aunque eran utiles? Cai que casi sin pensarlo habia siempre tenido en "preferentes" aquellos idiomas de los que me gustaba su literatura, su cultura en general, no solo aprenderlo para hablarlo y que valga en el curriculum.

Mérope dijo...

No digas que nadie necesitaría las traducciones porque yo estoy estudiando Traducción xDDDD

Nerea dijo...

No sé por que te tiene que apenar el que se traduzcan libros de origen en castellano al catalán, si hay personas que consideran que su lengua personal y de día a día es el catalán o el euskera o lo que se hable en ruanda burundi, el hecho de que puedan leer libros en castellano, no implica que sea algo negativo o funesto el que sean traducidos a su idioma, en este caso el catalán. Jordi nacido en Gerona, es catalanoparlante de toda la vida, ha estudiado y conoce el castellano como es lógico y natural, pero se desenvuelve mucho mejor y prefiere vivir su vida en catalán, como la mayoría de la gente la viva exclusivamente en el castellano, son pocos los que dominan más de idioma. Cada cual lee, escucha y ve en el idioma que le gusta, ya sea por ignorancia o empecinamiento. Tampoco la contra es buena, como hacen frikis y cinéfilos de hospital, de verlo todo siempre y por norma es su idioma original, que como te pasó a ti, el hecho de no dominar el idioma te resultó un inconveniente a la hora de disfrutar de la obra.

A mi me parece magnífico que Cervantes, por poner un ejemplo, se pueda leer en la mayoría de los idiomas del mundo, así como cualquier otro libro, tantos los que son en origen en catalán como en castellano. Que exista la diversidad cultural para que obras como la de Pedrolo sean traducidas al castellano, me parece algo digno de mención y orgullo por parte nuestra, y no al revés. :)

Troll dijo...

cuestion de gustos

Enrique dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Enrique dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Miguel dijo...

No es lo mismo un libro que una película. El libro traducido cambia completamente (para mal). Sin embargo, ningún libro escrito en castellano se traduce al catalán porque, como bien has dicho, no tiene sentido. En cambio, sí que es importante permitir a aquellos autores que deseen expresarse en su lengua materna, sea el catalán, el bable o el suajili, que tengan la libertad de así poder hacerlo.

Anónimo dijo...

A mi me gustan las Crepusculo en cualquier idioma XD lo digo porque mi amiga, ecuatoriana, lo compro en catalán... de ai, yo no lo haria si no se ni pizca mas de lo q conozco por mi amiga, lo suficiente como para no entender una oracion diferente a las q me haya dicho XD si supiera catalán pos q si lo haría....
ConfidentLinarola

Rocy dijo...

Pero si la gente quiere leer las obras traducidas dejalas xD que puede que ese sea mi futuro trabajo :)