Header

Google+ Badge

Un judío contra Crónicas Salemitas

Jhossy tiene diecisiete años, es judío y nació en Beerseba, una antiquísima ciudad del sur de Israel. No es ningún fanático religioso, le gusta guardarse los sábados para disfrutar y está a punto de celebrar Janucá, una de tantas festividades hebreas. Es consciente de dónde vive, y no faltará a su compromiso, el próximo año, de iniciar el servicio militar. Un país en guerra, no es baladí. Jhossy, a miles de kilómetros de distancia, visita Crónicas Salemitas periódicamente y el otro día sintió curiosidad por los artículos sobre Israel. Qué sorpresa se llevó nuestro lector judío cuando descubrió que este blog profesa una profunda aversión hacia su país. Con lo que le gustaba (el blog. Y el país).
Jhossy hizo lo que muy pocos: buscó mi correo electrónico al final del blog, respiró hondo y me escribió. Lo que recibí lo reproduzco a continuación (con su permiso, por supuesto), porque no tiene desperdicio:

Hola, bueno no se por donde empezar esta carta,creo que empezare felicitándote por todos los proyectos tan exitosos que has realizado, siempre sentí gran admiración hacia ti. Hoy leyendo tu blog, sentí curiosidad y busqué Israel en tu blog, para mi sorpresa descubrí después de tantos años de seguir tus trabajos (principalmente en HL) tus tendencias anti-Israel. Debo confesar que sentí gran desilusión al leer todas tus entradas sobre Israel, aunque no entiendo por que ese sentimiento, ya que como israelí estoy acostumbrado a ser insultado y minimizado por muchas personas, creo que fue por pensar en ti de manera muy diferente cuando leía lo que escribías y todo lo que hacías. Es molesto saber que hay personas que consideran que la existencia de tu país no vale nada, y que tu pueblo no es considerado "raza" (obviamente no somos una raza, ya que estas no existen, solo existen las etnias), pero me gustaría decirte que si somos un grupo étnico, descendientes del antiguo pueblo de Israel (Estudios de ADN lo comprueban). 
No te empezare a hablar de los logros del pueblo judío tales como conservar su idioma, cultura, etc; ya que considero que eres una persona bastante culta por lo cual no creo que necesitas que te hable de eso. Leí que no crees que el estado de Israel deba de existir, y estoy seguro que no eres el único, pero Cronista, dime, ¿Quien no querría un país para su pueblo después de haber sido masacrado y perseguido por 2 mil años?, ¿Quien?, en tu país España, fuimos perseguidos y expulsados, en el resto de Europa igual. Israel representa mucho para mi y para mi familia, mi abuela se vio en la necesidad de escapar de Francia ya que eran perseguidos y el único lugar en el cual encontró refugio fue en la tierra que seria llamada Estado de Israel unos años después. Nosotros no somos racistas, en el país el 20% de la población es árabe y tienen plenos derechos y representación parlamentaria (somos la única democracia en la región). Tenemos un problema grande con el pueblo palestino, pero este no puede pretender ser arreglado expulsando a los judíos una vez más de su tierra. Yo soy de los que creen en una solución de 2 estados uno palestino y otro el ya existente estado de Israel.
Vi que criticabas a Israel por sus acciones en Gaza, pero esta ofensiva solo se dio después de varios ultimátum a Hamas el cual lanzaba cohetes días tras día contra nuestra población civil,con esto no pretendo cambiar tu punto de vista, pero solo te pido que reflexiones un poco tus palabras, ya que al igual que los palestinos, nosotros somos personas, personas que han dado mucho de sí mismas para mantener Israel viva, y aunque tenemos a más de la mitad en nuestra contra lo seguiremos haciendo,ya que aunque para ustedes somos igual que los nazis, nosotros no hemos causado ningún genocidio contra el pueblo palestino, su población aumenta cada año.
Para concluir quiero decirte que nosotros, Israel, no somos un país perfecto, como no lo es ninguno, ni España, ni EE.UU., ni Reino Unido, ni Francia. Todos esos países tienen historias oscuras, mucho más oscuras que la de Israel, mas aún así yo no cuestiono su derecho a existir. Al leer tus entradas me sentí bastante ofendido ya que alguien piense que si un soldado israelí muere defendiendo su país no tiene valor es bastante ofensivo, ya que toda mi familia a prestado su servicio militar, y el próximo año es mi turno, pero yo no pienso en matar ningun niño o a un civil, yo solo voy a defender a mi país y a mi pueblo, que si a alguien le da por intentar masacras a los judíos nuevamente, esta vez tendremos como defendernos, al igual que lo querrías tú, para defender a tu madre, padre y todo lo que amas, y lo que yo amo es mi hogar y mi hogares Israel.

De los cuatro correos electrónicos que recibo a lo largo del año por culpa del blog, tres comienzan con un «Seguro que recibes miles de e-mails diarios de lectores», lo que me provoca una carcajada de humildad. Porque ni este blog es el Huffington Post, ni yo su fundadora Arianna. Sin embargo, el correo de Jhossy no comenzaba así. Lo hacía pidiendo que leyese hasta el final, como si no fuese a hacerlo. Y escribía de un asunto tan serio como la dignidad, porque servidor ha menospreciado su país y lo que es peor, la vida del soldado israelí muerto. Jhossy está a punto de iniciar el servicio militar. No es para reírse.
Lo primero que hice antes de responder su e-mail fue buscar los artículos donde menciono Israel, para saber bien a qué se refería. Aunque apenas recordaba alguno, podía repetirlos todos. Vamos, lo que digo siempre: que la creación del Estado de Israel es una aberración internacional, y que la responsabilidad es de los israelíes y no de los judíos (que pueden estar por todo el mundo y no haber pisado ni cinco minutos Israel). Sin embargo, los judíos tienen la responsabilidad de haber generado racismo con tanta distinción de la suya (muy controvertida, por cierto) y la exigencia cuestionable de que una religión necesite un país, cosa con la que no puedo estar menos de acuerdo. Por lo menos, no donde ya están otros.
Lo que me ponía los pelos de punta era esta declaración de mi autoría: «(...) el agnóstico del ejército israelí que fallezca en una ofensiva contra Palestina, merece todo menos mi compasión.» Eso no podía quedar así, no con Jhossy, tan educado y amable, a punto de marchar al ejército. Que no es agnóstico, vale, pero tampoco muy religioso. Es igual. Tenía que enmendar mi error parcial, y por eso escribí esta respuesta:
Estimado Johnssy:
Primero de todo, muchas gracias por tomarte la molestia de escribir y hacerlo tan bien y con tanta educación. Yo nunca he escrito el blog pensando en que lo pudiesen leer israelíes, así que reconozco que tu e-mail me ha sorprendido bastante. Lo he leído con atención y también he hecho lo mismo que tú: revisar los artículos del blog relacionados con Israel. Lo cierto, después de leerlos todos, es que es indudable que Crónicas Salemitas mantiene un discurso durísimo al respecto.  
Sin embargo, no puedo rectificar. No puedo evitar mantener mi oposición a un país creado en el siglo XX, en un territorio donde los palestinos han sido los últimos en ser preguntados, y en virtud a una historia antigua de la que ya había pasado demasiado tiempo. Sí, ahí vivió el pueblo judío pero ¿hace cuánto tiempo? ¿Acaso eso es argumento para retomar por la fuerza el lugar? ¿Qué ocurriría si todos los pueblos desplazados hiciesen lo mismo? ¿Habría un sólo país en el mundo que se salvase de la ocupación? Lo dudo. Todos venimos de distintos lugares si echamos la vista a siglos o milenios atrás. Tratar de retomar los mapas de la Antigüedad es una barbaridad que nunca debería haberse consentido, y cuyo único aval ha sido el dinero. Israel jamás hubiese existido si el pueblo judío no tuviese más dinero que el palestino.
Hay un punto en el que sí quiero rectificar y pedirte disculpas: cuando infravaloro la muerte de un soldado israelí. Jamás hay que despreciarla. Punto. Como tampoco debería haber ocurrido todo lo anterior, pero es lógico y respetable que estos soldados defiendan su país, por muy controvertido que sea. Os entiendo. Otra cosa muy distinta es que os apoye.

Lo siento si te he ofendido porque no era mi intención. Pero soy de los que cree que Israel no tenía que constituirse, y que ni un millón de holocaustos son motivo para hacer algo así. En todo caso, muchas gracias por escribir con tanto respeto y educación.
   Un saludo,
         C. 
Este sólo ha sido el primero de una serie de e-mails que nos hemos cruzado en los últimos días. Jhossy no me ha convencido en la mayoría de cuestiones, pero en otras me ha obligado a replantear la situación, que no es poco. ¿La tradición es suficiente para ocupar un lugar? ¿Qué responsabilidad tienen los soldados israelíes? ¿Quién contamina más a la imagen del otro: el israelí al judío o el judío al israelí? ¿Hay final para el conflicto?
Todas estas preguntas son para ti. Por si las quieres responder todas, en parte o ninguna. Por si sólo quieres expresar tu apoyo a Jhossy con la que se le viene. Por si crees que Israel se merece su espacio como si opinas que no se merece ni agua. Ahora hablas tú. A Jhossy gracias.

18 comentarios:

C. (@el_croni) dijo...

(todo se ha reproducido con permiso de Jhossy, por supuesto).

Anónimo dijo...

A veces creemos que nuestros comentarios y nuestra libertad al expresarnos puede no hacer daño y cuando colgamos algo en internet no pensamos en lo que podemos tener como respuesta, esto fue comprobado con ese correo de Jhossy...a mi no me gusta opinar de la política y asuntos que dividen a las poblaciones porque vivo en un país extremadamente polarizado (Venezuela) con la situación de Palestina e Israel he tenido mis momentos confusos y los dos defienden tanto sus ideales por llamarlos de alguna forma que no podría tomar ningún lado al cual apoyar, lo único que puedo decir es que estoy totalmente en contra de la guerra y cualquier confrontación, me parece inútil resolver con las armas algo que se puede resolver con una buena mediación pero si alguna de las partes falla, quiere decir que no hay compromiso, ni tolerancia! Al conocer un poco la historia de Jossy lo único que puedo decirte porque sé que estarás al pendiente de los comentarios es: Que bueno que sientas esa responsabilidad de defender a tu nación, muy pocos sienten tal valentía para arriesgar su vida, seguro te sientes orgulloso de ello, espero aunque suene tonto que no hagas daño a alguien que también como tú tiene familia..! Mi único consejo: Cuidate, tienes a gente que te quiere esperándote en casa!
Ojalá todo se pudiera resolver antes de que jóvenes se sigan alistando para la guerra en cualquier lugar del mundo..pero bueno soñar no cuesta nada y ese es mi sueño!
Seguro a todos nos queda alguna lección, aunque sea pequeña de esta entrada...
Un saludo
Eli

Iñaki dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Iñaki dijo...

La religión, la etnia o la tradición no son ningún argumento para articular un estado moderno.
No comparto que pueda ser un orgullo pertenecer y perpetuar una cadena hereditaria blindada, mucho menos cuando sobrepasa la satisfacción personal hasta definir las relaciones con el resto de seres humanos.
En mi opinión, la solución (aunque no digo que sea fácil) es un estado único, laico y con especial atención a que sea verdaderamente justo con todos sus ciudadanos por igual.

Enrique dijo...

No tengo tanta información sobre el tema como para sentar cátedra pero está claro que tanto Palestina como Israel no están dispuestos a dar su brazo a torcer para solucionar el conflicto.
Voy a contar una idea que tuve para solucionar este conflicto. Es una idea muy loca, que se tenga en cuenta. El caso es que como pensé que el ejército de Hamás nunca iba a dejar de atentar contra Israel había pensando que los israelíes se trasladasen a otro territorio en el que no hubiera conflictos. Y se me ocurrió que ese sitio podría ser Teruel. Sí, Teruel. ¿Y por qué? Es un lugar bonito pero que, por circunstancias de la vida, parece olvidado por muchos. No creo que nadie se opusiera a que llegaran muchos ingresos a la región. Se podrían instalar en Teruel y formar parte de este país.

Estelwen Ancálimë dijo...

No creo que se trate simplemente de un pueblo desplazado que en cierto momento histórico vivió allí y ahora le da por regresar, la cosa es mucho más compleja: esa tierra tiene un enorme significado cultural y religioso para los judíos; de hecho, es imposible entener la historia de ese pueblo sin mezclarla con la de esa tierra.

Lo que ya no entiendo mucho es qué problema hay para que palestinos e israelíes puedan convivir juntos en un mismo estado. Quiero decir que, si se creara un estado, llamémosle, Estado Palestino-Israelí, o como se quiera llamar, con una Constitución y un gobierno laico donde cada cual pudiera profesar su religión en total libertad, ¿qué problema habría para que convivieran allí las dos culturas?

Pero no soy tan ingenua como para creer que algo así puede suceder de la noche a la mañana, porque son siglos de fanatismo y de enfrentamientos por parte de ambos bandos. Y, aunque en ambos bandos ha habido también gente razonable y conciliadora, algo así es una quimera mientras siga habiendo otros que crean discordia y se empeñan en atacar a la otra parte. En este sentido, yo comparto la solución salomónica que propusieron las Naciones Unidas en su día: la mitad del territorio israelí, la otra mitad palestina, y Jerusalén dividida en dos. Y tal vez convenga recordar que en su momento Israel transigió con ese acuerdo y fue Hamás la que dijo (y la que sigue diciendo) que ni de coña, que ellos no negocian y que a los judíos ni agua.

Pity_Parker dijo...

yo, y es mi entera opinión personal,(y me vale madre si a alguien le ofende) pienso y creo que cualquier país que piense y crea que la guerra es la solución a un conflicto esta equivocado y no apoyare jamas ninguna guerra de ningún tipo.

En la guerra nadie gana, todos perdemos, que no ha habido ya suficientes guerras en el mundo para que no sepamos esto!

Podría hablar horas y escribir un montón sobre lo que yo pienso en particular, pero de seguro que serán pavadas o no, pero hay un par de cosas de las que estoy segura:

- todos nacemos y morimos
- todos tenemos 206 huesos y 650 músculos
- todos tenemos la capacidad de dar y recibir amor
- todas las guerras son estúpidas

todo lo demás son puras chácharas, y si no puedes aceptar al que es distinto de ti eres un necio, pero el que seas un necio con poder no da derecho a matar al otro.

Para terminar dejare unas palabras de Juan Pablo II:

"El diálogo, basado en sólidas leyes morales, facilita la solución de los conflictos y favorece el respeto de la vida, de toda vida humana. Por ello, el recurso a las armas para dirimir las controversias representa siempre una derrota de la razón y de la humanidad."

"No hay paz sin justicia, no hay justicia sin perdón."

"No habrá paz en la tierra mientras perduren las opresiones de los pueblos, las injusticias y los desequilibrios económicos que todavía existen."

"La guerra es siempre una derrota de la humanidad."

Príncipe Zafiro dijo...

Considero que una tradición histórica tan antigua como la judía no es suficiente argumento para los israelíes. El pueblo israelí no es perfecto, ha abusado del beneplácito americano y ha abusado de la fuerza, pero tampoco se puede dramatizar y verle como el malo de la película.

Creo que más que hablar de la herencia que ha provocado el conflicto, hay que centrarse en las soluciones, y es un tema peliagudo. Como ha dicho un compañero tuyo, lo mejor sería un estado laico que abarcara a todos, pero recientemente se ha visto en Sudán que eso no es tan fácil. Sin embargo, tal vez en esos países con un nivel de vida más desarrollado no sea una idea tan descabellada.

Un saludo, Cronista

PZ

Esthibaly Salazar dijo...

Para Jhossy y para ti, sus correos plantean una saludable discusión, que si bien no comenzó de la mejor manera, estoy segura será productiva para ambos.
Y productiva para mí. Yo frecuento tu blog desde México, donde a veces las excusas de la falta de tiempo me desconectan del mundo.
Me he dado cuenta de que tan terriblemente desinformada estoy.

Anónimo dijo...

No creo que los estados europeos sean mas "legitimos" por tener una historia mas larga que la de Israel. Las fronteras en Europa se impusieron de la misma manera : de forma arbitraria . Asi es la historia : una serie de acontecimientos que dependen del azar y de las pasiones de los hombres , quiénes somos para decidir si es moral o no ? Nada es "moral" en la historia, las masacres existieron mucho antes del holocausto. Sé que a lo largo de la historia de mi pais (Francia) hubo atrocidades sin nombre, por ejemplo cuando Simon de Montfort enviado por el papa para matar a los cataros dijo (cuando le preguntaron "Como diferenciar a los cataros de los demas ? ) "Matadlos a todos, Dios reconocera a los suyos".
Esa anécdota muestra que a pesar de la supuesta "laicidad" de la cual hacen gala los paises europeos, nuestras fronteras se contruyeron gracias a la religion, al poder de la iglesia. Nuestros paises, nos guste o no son cristianos ( lo vemos hoy dia, cuando rechazamos el burka "en santo de la democracia", en realidad nuestro inconsciente aun es influenciado por el catolicismo y se niega a aceptar las costumbres ajenas ; y eso que soy catolica : no me molesta que alguien lleve burka, kippa, leotardos ... pero yo seguiré llevando mi cruz).
Por lo que no me choca verdaderamente que el estado de Israel sea muy influenciado por el judaismo , puede que no sea "democraticamente correcto" pero es asi en todo el mundo.
Para mi, tanto los israelis como los palestinos, franceses, espanoles no tienen ningun derecho sobre la tierra. A lo mejor es una opinion muy comunista pero como lo dijo un tal Montesquieu, soy humana ( y por tanto humanista) antes de ser francesa.
Antes de juzgar a Israel, tendriamos que aplicarnos el cuento.

Iñaki dijo...

En respuesta al último comentario de la chica francesa, nadie ha dicho que no nos tengamos que aplicar el cuento, sino que algunos opinamos que el Estado de Israel se impuso y ese es el origen del problema. ¿Tu argumento es "mal de muchos consuelo de tontos"? Aún así, no es comparable, porque los estados europeos fijan sus fronteras en un ajuste a lo largo de siglos entre los habitantes del lugar. Aquí, estamos hablando de la creación, hace no llega a 70 años, de un Estado surgido de la nada y en base a una religión.
No te confundas, el Estado de Israel no está "influenciado" por el judaísmo, sino que su razón de ser es esta religión. Otra cuestión que dista mucho de nuestros más o menos logrados estados laicos europeos. Así que sí, les podemos dar alguna lección. Nadie es perfecto, pero esa lección nos la hemos aprendido a base de una más o menos ingrata experiencia, así que...
Por último, has generalizado una cuestión que yo me atreveré a generalizar también para llevarte la contraria: cuando se rechaza el burka no es por la democracia y no es por la Iglesia Católica, es por una cuestión de Derechos Humanos. La libertad individual de esas mujeres para elegir llevarlo o no, cuando la tienen, está en este caso por detrás de los valores de igualdad del hombre y la mujer.
Así pues, estoy de acuerdo con tu conclusión, pero no con tus argumentos.

Mary dijo...

Wow! increíble que te lean es Israel :3 si a mi me pasara me sintiera Megan Fox (?) No sé mucho de política, bueno sé lo que pasó pero creo que no debería opinar de algo que no entiendo completamente, pero quería felicitar a Jhossy por querer defender a su país a toda costa, eso es lo que le hace falta a mí país (Venezuela) ¿Puedes creer que hace poco (como lamentablemente siempre sucede en todas las temporadas de lluvia) se inundaron partes de Caracas y Miranda y otros estados y vi más de 5 tuits/estados de Facebook pidiendo que lloviera más para que les suspendieran las clases? Jhossy es un ejemplo de que aún hay personas JÓVENES que aman a su patria :'3

Anónimo dijo...

Para la anónima chica francesa.

Espero no ofenderte, pero tu comentario insulta mi inteligencia. ¿Que por qué? Porque por mucho pasado oscuro que tengan los países occidentales, vivimos en el PRESENTE. ¿Qué pasa? ¿Que no puedo condenar el holocausto porque España conquistó América? Por esa regla de 3, por esa genial tesis tuya, nunca, absolutamente NUNCA, podriamos condenar ni criticar nada.
Y eso, por no hablar de la terrible demagogia de comparar un suceso de la década de los 70 en PLENO SIGLO XX con lo que pasara en el siglo XII con los cátaros. Tal comparación no merece más comentarios.
En fin...

Anónimo dijo...

Existe un autor que ofrece una postura interesante al respecto sobre el conflicto, pero evidentemente se le margina como tantos otros. Me refiero a Israel Shamir.

Debería llamarnos a todos la atención que Jhossy sepa identificar que no existen "razas" pero que pretenda puntualizar que existen "etnias"; y lo remarca además con que existen estudios de ADN al respecto.
Existe una mentalidad subyacente si no racista, al menos chovinista. Y ese es el problema de fondo de esta cuestión.

Anónimo dijo...

Yo estoy con Jhossy.

Chica francesa dijo...

No pretendía insultar a nadie xD, para mí la inteligencia crece únicamente cuando se confronta a las opiniones de los demás . Así que tu opinión me parece muy interesante y enriquecedora, sólo espero que la mía no te habrá cabreado demasiado, sin rencores ;) y i feliz año nuevo !
Pero no me hagas decir lo que no dije, nadie puede justificar o defender la barbarie, siempre diré que el holocausto fue algo terrible, reflejo de la Imbecilidad humana por más que el régimen de Vichy haya existido en mi país . Lo que dije acerca de los cátaros fue solo un ejemplo para mostrar que las fronteras se construyen de forma arbitraria y azarosa (en Inglaterra, habrían hablado la lengua de Cervantes de no haberse peleado contra los elementos la armada invencible si no me equivoco). Opino que ninguna frontera es legítima, las de Israel como las nuestras. Como ves sólo hablo de las fronteras, no digo que las masacres de la historia puedan justificarse, porque eso no lo pensaré jamás, así que opino que podremos criticar las fronteras de Israel después de haber suprimido las nuestras... Viva el estado único !
"Estáis perdidos si olvidáis que los frutos son de todos y la tierra no es de nadie." Rousseau

Nye dijo...

Siempre he pensado que es bueno defender tus ideas y cambialas cuando te encuentras con argumentos validos. En lo que respecta a este tema tengo que decir que estoy a favor de Palestina, es decir, siempre he pensado que si debio de haberse creado un territorio y/o país debio de ser dentro del territorio de alguno de los países aliados, al igual que a Cronista me parece injusto que haya sido tomado territorio de palestina para constituir un nuevo estado, esto más bien me suena a plan político por parte de los aliados para tener un "amigo" en dicho territorio. En lo que respecta a que los israelitas y judios son racistas, creo que todos tenemos una idea sobre el particular, la mia es por demas polemica, asi que prefiero reservarmela para mí. Dos cosas me quedo de esta entrada: Cronista cuando nos escribe que Se creo Israel en territorio Palestino, porque el primero tiene más dinero y en segundo el que no importa si es un soldado israelita o de cualquier otra nacionalidad, la vida de cualquiera es valiosa y por ultimo me gustaria anotar que dentro de algun tiempo y posiblemente nosotros ya no estemos en este mundo para verlo, los libros de historia hablen sobre el conflicto Israel - Palestina, el que haya ganado escribira en los libros su versión.

Anónimo dijo...

Anónima francesa, me sigue pareciendo muy rebuscado eso de no criticar Israel sin antes borrar tus fronteras porque todas las fronteras son malas.
En primer lugar, porque es un error imponer esta condición a modo de coherencia. Yo creo que tú puedes estar de acuerdo con las fronteras de tu país y a la vez condenar lo sucedido en Palestina. ¿HIpocresía? Yo no la veo. Quizás porque el conflicto palestino es muy reciente y es de este siglo XX. Y porque las fronteras se han hecho de forma azarosa (tú misma lo reconoces) o militarmente en un pasado REMOTO en el que no había derechos humanos, y como no había derechos humanos en siglos anteriores y sí una vida más dura y falta de ética me parece un error que pongas al mismo nivel lo sucedido en el siglo XII con lo sucedido en el siglo XX.
Por lo tanto, lo siento, pero no se le puede tachar de incoherente a alguien que opine sobre el conflicto Palestino y no crea en un único estado mundial.
Las fronteras son una herencia de la historia y, aunque me parezca muy noble soñar con derribarlas, el mundo está administrado de esta forma y cambiarlo es terriblemente difícil. Pero mientras se intenta cambiar, podemos seguir opinando. Incluso sí uno sí se siente de un país. Me temo que sí tenemos esa legitimidad, porque si tenemos que esperar a que las fronteras caigan vuelvo a lo de antes: no podemos opinar de nada.