Header

Google+ Badge

La historia secreta de la literatura en cómic (xiv): Jane Austen


Casi un año después, el decimocuarto capítulo de La historia secreta de la literatura en cómic. En anteriores entregas: las hermanas Brönte, el genio Roald DahlJ.R.R. Tolkienel anónimo de El lazarilloAgatha ChristieJulio CortázarAntoine de Saint-ExúperyDante AlighieriLeón TólstoiCorín TelladoCharles DickensFranz Kafka y Carmen Laforet.

4 comentarios:

Babilonia dijo...

Sé que normalmente no es que dignifiques mucho a los autores en estas tiras, pero a Austen se la quiere mucho, te has pasado y has dicho muchas cosas que no son verdad:

En la primera y segunda viñeta: su padre le dejaba leer de todo a ella y a sus hermanos. Apoyaba totalmente que su hija escribiera y les pagaba a ella y a su hermana los materiales más caros y lo que necesitaran para escribir. De hecho, ella solía leer sus libros a su familia y a todos les encantaban.

Volviendo a la segunda: ella vendía bien. Sí es verdad que perdió gran parte de los beneficios de Emma por el fracaso de Mansfield Park. Pero no es menos cierto que el banco de su hermano entró en bancarrota por entonces y que eso arruinó prácticamente a toda la familia.

En la tercera... Vale, es verdad. Literalmente decía "A lady", que yo interpreto como "una dama", soltera o casada. Y por otra, parte, y eso me lleva a la última viñeta...

...no se casó porque no le dio la gana. Aceptó una propuesta de matrimonio, pero al ver que no lo amaba y que lo hacía solo por razones prácticas, rompió el compromiso a la mañana siguiente. En adelante siempre recomendó a sus sobrinas casarse solo por amor, y no sé si has leído alguno de los libros de Jane, pero todas sus heroínas se caracterizan por eso mismo. Y se la enterró en una catedral.

Entiendo que es una autora con la que resulta difícil hacer bromas, pero yo habría gastado alguna con el odio que le tiene a la ciudad de Bath (no logró escribir mientras vivió ahí, y curiosamente muchas de sus heroínas detestan la ciudad). Y sí, creo que mis tías me comentaron en una ocasión que sí había estado enamorada, pero que el chico murió. Husmeando por Wikipedia no he encontrado nada, así que no te puedo decir, pero mis tías, sin ser académicas ni eruditas, tienen una cultura general brutal y Austen es una de sus autoras favoritas.

Normalmente lo dejaría estar, pero como has dicho por FB que nadie comentaba... ahí tienes mi porqué.

Sugerencias: el pique Quevedo-Góngora, Lope de Vega y su vida alegre (mi amiga Marta y yo queríamos hacer una serie de televisión de estos tres), Dumas padre, Virginia Woolf (aunque resulta imposible bromear con ella), Shakespeare (pardiez!), Scott Fitzgerald (tuvo una vida muy movidita e interesante), Conan Doyle, Cervantes (de cómo se vengó de quienes lo encarcelaron escribiendo el Quijote... una de mis teorías), ... Y creo que con esto tienes bastante hasta final de año :D

Un saludo, y espero que no te haya molestado mi comentario,

Enrique dijo...

Si que debía de tener imaginación Jane Austen si hubiese conocido a un tal Darcy como el que has dibujado y transformarlo en alguien parecido a Colin Firth, ¿no?
Lo más cercano que he estado de disfrutar de una de sus obras ha sido la última adaptación de ORGULLO Y PREJUICIO en el cine (sí, en la que salía Keira Knightley) y EL DIARIO DE BRIDGET JONES (tanto el libro como la película). Sí, como bien sabréis, Helen Fielding - la autora y co-guionista de la película que se basa en la novela - tomó prestado parte del argumento de ORGULLO Y PREJUICIO. En un blog encontré esta frase de la autora: «Los argumentos de Austen son muy, muy buenos… Además no creo que la importara. Está muerta». Pero volviendo a Bridget Jones: El libro me gustó mucho; es un libro que es fácil de leer, muy bien contado y con un personaje muy bien construido... tanto, que creo que Helen Fielding ha conseguido que me identifique con «una chica que no encuentra sus panties por las mañanas y obsesionada por perder peso».
Algún día me leeré ORGULLO Y PREJUICIO, no obstante. Y vosotros sois testigos de esta promesa.

Anónimo dijo...

Me encantan estas viñetas, son muy instructivas a la par que divertidas. ¡Sigue así!

Marta Cruces Díaz dijo...

Jajaja, me ha encantado el final de la tira. Es curioso porque este año me he propuesto leer los seis libros que escribió y justo he visto que has añadido su historia a tu saga de la historia secreta de la literatura en cómic que, por cierto, disfruto siempre un montón.
Es genial que hayas vuelto a la blogosfera :)